Natalia Andújar

Web personal

La opción de llevar pañuelo

14 comentarios


Artículo publicado en El Periódico el 1 de julio de 2008

Por Ndeye Andújar

Hace unos días, la ministra de Igualdad, Bibiana Aído, hizo unas declaraciones polémicas en la jornada parlamentaria sobre el papel de las mujeres en la Alianza de Civilizaciones. Según la ministra, las prácticas culturales que vulneran los derechos humanos o que discriminan a las mujeres “no tienen por qué ser protegidas”. Como musulmana y española, comparto totalmente esa postura: no se pueden proteger los matrimonios forzosos, la mutilación genital femenina, el enclaustramiento de las mujeres y tantas otras prácticas abominables que atentan contra los derechos humanos y son claramente antiislámicas. Los musulmanes tenemos la responsabilidad ética y moral de denunciar públicamente la manipulación que se hace del islam.

UNA COSA es la cultura y otra, la religión. No basta con pensar que eso es una obviedad, sino que debemos alzar la voz para acallar a los que utilizan el islam para mantener el patriarcado, las desigualdades sociales y económicas y todo tipo de discriminaciones. Pero en su denuncia, la ministra se refería concretamente al uso del pañuelo por parte del colectivo musulmán: “En nuestro país, los hombres árabes o musulmanes pueden vestir al modo occidental porque su cultura no les exige que lleven ningún símbolo. Las mujeres, sin embargo, llevan vestidos largos que les tapan el cuerpo y también un pañuelo sobre la cabeza que les cubre el cabello”.

Si analizamos con detenimiento sus palabras, nos damos cuenta de que hay bastantes cosas que chirrían.
Lo primero que salta a la vista es que identifica a los musulmanes con los extranjeros (los árabes), lo que crea una fractura entre la nacionalidad y las creencias religiosas, además de reproducir ciertos estereotipos. ¿Qué significa vestir al modo occidental? ¿Visten igual una anciana, una campesina, una ejecutiva, una monja, una top model y una rapera? ¿Cuál es la cultura de los musulmanes? ¿La malaya, la marroquí, la española, la afgana? ¿Todas las musulmanas llevan pañuelo y ropas largas? Es un error pretender que existe por un lado una cultura occidental y por otro una cultura islámica porque se confunde el territorio con las creencias o, lo que es peor, se presentan como dos bloques monolíticos y antagónicos.

Muchos hombres musulmanes inmigrantes también visten según su cultura de origen, algo que no podemos criticar y que da colorido a nuestra sociedad, ayudándonos a salir de una larga historia de imposiciones y de monolitismo cultural.

Las razones para llevar el pañuelo son múltiples: no son solo culturales, sino también políticas, sociales y religiosas. Pero eso no significa que los hombres impongan su uso necesariamente. Identificar el pañuelo con un símbolo de sumisión supone obviar esas múltiples motivaciones.

La ministra de Igualdad tampoco ha tenido en cuenta al colectivo de mujeres musulmanas españolas ni a las futuras generaciones que son y serán de cultura española. Si aceptamos que el uso del pañuelo tiene que ver únicamente con una práctica extranjera, entonces consideramos que las musulmanas que lo llevan son eternas extranjeras. Es algo que tarde o temprano creará tensiones. ¿Es compatible ser musulmana con pañuelo y española? Ni la sociedad ni el Estado deberían obligar a nadie a elegir.

El Estado no debería aplicar una política demasiado intervencionista en cuestiones que atañen a las elecciones personales de los ciudadanos. Legislar sobre la vestimenta de las mujeres es, en sí, una paradoja: se asume erróneamente que a todas se les impone el uso del pañuelo y por ello se impone a su vez que se descubran el pelo. El problema no es el pañuelo, es la imposición.

El Estado no debe contribuir a la demonización de las mujeres musulmanas, muchas de las cuales se ven sometidas a una triple discriminación (como inmigrantes, como mujeres y como musulmanas). En vez de atacar a las mujeres más desfavorecidas de la sociedad, lo que debería hacer un ministerio que se preocupase realmente por la igualdad es ayudar a mejorar su situación. En vez de repetir estereotipos negativos, lo que debería hacer es defenderlas de las discriminaciones y de los ataques que sufren a causa de su religión. Debería apoyar las iniciativas a favor de la igualdad de los sexos dentro del islam, ya que entran de lleno en los objetivos de la Alianza de Civilizaciones. Es el trabajo de las llamadas feministas islámicas, un trabajo que se ha hecho visible gracias a los congresos internacionales de Feminismo Islámico que la Junta Islámica Catalana lleva organizando desde 2005.

ES UNA LÁSTIMA que lo único que trascendiera de esa jornada fuera la polémica en torno al pañuelo. Poco sabemos sobre cuál es el papel real de las mujeres en la Alianza de Civilizaciones. Tampoco sabemos cuántas mujeres musulmanas participan en este proyecto, cuántas han sido consultadas y qué poder de decisión tienen en general. Las organizaciones feministas musulmanas que trabajan por la igualdad de género así como los y las intelectuales musulmanes que abogan por los derechos humanos y la democracia, deberían formar parte integrante de la Alianza de Civilizaciones si no queremos que sea un escaparate muy bonito, pero vacío.

Ndeye Andújar es Vicepresidenta de la Junta Islámica Catalana

Anuncios

Autor: Natalia Andújar

Profesora y activista.

14 pensamientos en “La opción de llevar pañuelo

  1. Salam, Ndeye,

    Felicitaciones por el artículo. Siempre me ha gustado la inteligencia del tono que adoptas a la hora de comentar los temas polémicos. En este caso, he hecho gala de cierta precipitación, cuando bastaba con analizar pausadamente las palabras de la Ministra, como has hecho tú, sin estridencias, pero con rigor y firmeza. Es siempre un placer leerte. Espero que te estén yendo bien las clases y las pequeñas. Un saludo muy atento, ma’a assalâma.

  2. Wa salam

    Alhamdulillah, todos estamos bien, aunque con mucho trabajo. Gracias por tus palabras, creo que es importante que los musulmanes podamos expresarnos también en los medios de comunicación “convencionales” para llegar a un público más amplio. Insha Allah sirva para romper estereotipos. Espero verte en el próximo congreso de BCN. Mientras tanto, feliz verano!

    Assalam alekum
    Ndeye

  3. La primera trampa de las declaraciones de la ministra ha sido identificar islámico con árabe-extranjero. Con ello Aído ha revelado un fondo nacional-identitario (una nación, una identidad, unas únicas costumbres) que le hace comulgar en ese sentido con los grupos nacionalistas (“centralistas” o “periféricos”) que proclaman abiertamente ese fondo.
    Incurre, como dice la señora Andújar, en una visión de monolitismo cultural. Así nos preguntaremos lo mismo que con esa propuesta del gobierno regional valenciano de conocer las “costumbres españolas” (¿Acaso las costumbres españolas se reducen a unas cuantas? ¿Porque deja de ser español no saber preparar paella, no tomar gazpacho o no comer tortilla española?)
    ¿Acaso la vestimenta occidental femenina se reduce a las prendas “ligeras” de unas líneas de moda? ¿Nuestras bisabuelas no eran mujeres occidentales? A esta ministra se le podría recordar el mal ejemplo de otro político “progresista”, Esquilache, que quiso también imponer una vestimenta (recortándola) a la mayor parte de la población masculina española, porque no era, según él, “civilizada”. Lo “civilizado” 23

  4. (perdón por el corte) …era vestir según la moda de Versalles.

  5. Sinceramente creo que muchos políticos (tanto de derechas como de izquierdas) enfocan el “problema” del pañuelo como una cuestión cultural en lugar de religiosa para no enfrentarse a la Iglesia: si aceptan que es una cuestión religiosa no tienen más remedio que arremeter contra la vestimenta de las monjas y los curas. Mientras sea un asunto de extranjeros no se toca a los intocables.

    Aunque no estoy para nada de acuerdo con la ley contra el pañuelo en Francia por lo menos son más coherentes en ese sentido. Ningún signo ostentatorio está admitido en la educación pública (aberración, sí, pero aberración coherente).

  6. Hola! Creo que la sociedad española, en general, está haciendo un esfuerzo por adaptarse a la nueva situación de la inmigración. Tendrás que reconocer que es una situación difícil, que tiene mucho que ver con la ignorancia de otras culturas. Sinceramente pienso que el gobierno intenta hacer una política de integración, seguramente tiene mucho que mejorar, pero no es nada sencillo. Lo que no tengo tan claro es que a la inversa, en países árabes hicieran este esfuerzo colectivo por respetar las diferencias, las culturas y religiones.

  7. La inmigración representa un reto y una situación difícil, desde luego. Para la población receptora lo es… y para la población inmigrante aún más.
    Pero lo que no es aceptable es esa premisa (que parte de esa ignorancia por otras culturas a la que mismamente reconoce Zanara) que da por sentado que en otros países no se admiten ni se hace ningún esfuerzo por integrar las diferencias.
    Una premisa que alimenta ese caudal de prepotencia condescendiente (que se repite con cierta frecuencia) de «pero mira que buenos somos nosotros que aunque nos caes mal y nos estropeas la vista, no te partimos la cara». No te partimos la cara pero te difamamos a placer: te pintamos como un desgraciado, un retrasado, e incluso, un terrorista en potencia como hacen algunas emisoras sin recato.
    En efecto, en España tenemos un enorme problema de ignorancia. No tenemos ni idea (ni queremos tenerla) de como son o han sido otros países. Ni culturalmente, ni políticamente, ni socialmente, ni históricamente. Ni interesa, ni veo que se haga ningún esfuerzo para que esto cambie. Es lamentable, pero en metrópolis imperiales como Francia o Inglaterra, que tampoco son un ejemplo, por lo menos se hicieron algunos esfuerzos para conocer (así los manipulaban mejor) un poco como eran las culturas de los pueblos que sometían. En España jamás se intentó saber un pijo de como eran, por ejemplo, los pueblos indios sometidos por ella.
    De cara al interior, si repasamos y comparamos los procesos de integración nacional de España y otros países a los que se alude, veremos de inmediato que en España se impuso una «unidad religiosa» y se practicó una limpieza étnica que en otros países sólo llegaron a ser conocidos durante los siglos XIX y XX. ¿Comparamos la política de respeto a las diferencias de España con lo que ha ocurrido históricamente en países árabes como Egipto, Palestina, Siria o Iraq?
    Porque, como diría Trillo, «manda huevos» que se considere como una «situación difícil» hechos como tolerar que unas mujeres puedan cubrirse la cabeza porque no es la «moda actual» o la prenda impuesta por la corriente mayoritaria.
    Es que existe, a la derecha y la izquierda de este país (e incluyo a los nacionalistas periféricos) un fondo totalitario y unas pretensiones uniformizadoras, que ya me dirán si me excedo viéndolo como un impulso heredado del sectarismo histórico de la «unidad católica».
    Aquella frase de los sesenta «Antes, con Arias-Salgado, todo tapado, y ahora, con Fraga, todos a la braga» parece que ilustra muy bien lo que ocurre: vivimos entre una población sin mucha personalidad que va dando bandazos según marque el poder, y le MOLESTA profundamente ver que exista gente que mantenga las mismas formas sin seguir las tendencias del momento.

  8. Meridiano Claro, lo siento, pero de tu exposición detecto mucha mala l…. Es como querer ver siempre el vaso medio vacio o como extrapolar y decir que porque hay un % de violencia de género en España todos los españoles son unos asesinos de mujeres. Ni lo que he dicho es condescendiente ni prepotente. Por lo que veo tergiversas lo que lees y con mucha agresividad. Desde luego eso no ayuda en nada a la convivencia pacífica, sobretodo con respecto a los tibios. Por mi parte donde vivo hay “seres humanos”, no me importa de donde sean (de la Tierra :)) Que lleven velo, calvos, con corbata o que vayan en bolas por la calle me importa un bledo, me importa más lo que dicen y cómo lo dicen.

    Por cierto que recurrir a la historia es muy peligroso, porque quién esté libre de pecado, ya sabes …

  9. Salam aleikoum

    Me recuerdo que he visto, no se exactamente donde, alguien decir que no es una obligación de rezar con el velo…
    Y encuentro este: (lo siento es solamente en frances pero me parezco que usted habla frances…)

    La preuve en est la parole du Prophète (salallahu’ alayhi wasalam) rapportée par ‘Âishah : « Allah n’accepte pas la prière d’une femme pubère sans voile. » (Ahmad)

    On a demandé à Umm Salamah : dans quel vêtement la femme doit-elle prier ? Elle dit : avec un voile couvrant la tête, Khimâr et une tunique Dir’ descendant jusqu’à terre et couvrant le dessus de ses pieds. » (Mâlik)

    On a demandé à l’imam Ahmad : Dans combien de vêtements la femme doit-elle prier ? Il dit : Au minimum avec une tunique et un voile, et elle doit couvrir ses pieds. Sa tunique doit descendre jusqu’au sol et couvrir ses pieds.

    L’imam As-Shâfi’î a dit : « La femme doit se couvrir entièrement dans la prière, sauf ses mains et son visage. »

  10. Ndeye, muchísismas felicidades por tu artículo.
    Soy alumna del Curso de Experto en cultura y religión islámica.
    Siempre me ha sobresaltado este tema, el trato que se le ha dado a los musulmanes en general en la sociedad española, creo que ya es hora que empecemos de dejar de fijarnos en cómo visten o que religión tienen las personas e intentemos conocer mas las diferentes culturas para poder así entenderlas. Eso es lo que pretendo yo con este curso, poder aprender, para así conocernos más de cerca, y aprender de las diferentes culturas. Creo que es un grave error juzgar sin tener conocimientos de lo que hablamos, algo que desgraciadamente está a la orden del día.
    Mucho ánimo con tu trabajo.

    • Muchas gracias, Patricia, por tus ánimos. Ya te he leído en los foros, ahora estoy en la retaguardia, pero ya tendremos ocasión de hablar de estos y otros temas en el módulo V. Es cierto que hay muchos estereotipos en torno a las mujeres musulmanas pero no es que los musulmanes lo estemos haciendo muy bien tampoco. Lo que sí es cierto es que tenemos mucho trabajo por delante, tanto musulmanes como no musulmanes para conseguir la igualdad de género.

      Un saludo cordial

  11. Ndeye, tengo que felicitarte por tu artículo. Ya era hora de que alguien contestara a la cantidad de barbaridades que se dicen sobre el pañuelo. Como tu, soy musulmana conversa y aunque tarde dos años en decidirme a llevarlo, desde entonces he tenido que estar siempre justificando mi decisión.

    No creo que haya colectivo religioso que nosotros, al cual se le tengan que estar pidiendo siempre justificaciones de esto o aquello. Me doy cuenta de cuanta ignorancia reina en este pais y lo que es peor, que desde el gobierno se fomenta – a pesar de los intentos por la integración, que por cierto me resultan utópicos-

    Nuestra sociedad no ve con auténtico terror, pues ve en nosotros fanáticos – y por tanto asesinos en potencia- en el mejor de los casos estan convencidos de que queremos imponerles nuestra religión-

    Como bien dices, los musulmanes no lo estamos haciendo todo lo bien que debiéramos y esa es la imagen con la cual se queda nuestra sociedad. Deseo de todo corazón que se erradique la desigualdad de género, que Allah Todopoderoso nos guie por el camino recto y nos perdone por todo aquello que no hacemos correctamente. Ánimo y mucha Baraka,
    Salam
    Rokayah

  12. Amin. Gracias, Rokayah, por tu comentario.

  13. Salam alaikum,

    Estoy encantada de saber que hay personas como tu masha-allah que han encontrado la forma mas adecuada para hacer DAUA y defender al mismo tiempo nuestra comunidad musulmana.
    Yo tambien soy musulmana conversa, y como yo muchas otras hermanas seguramente se alegraran de saber que hay una forma mejor de defendernos de toda esta maldad que nos rodea, de toda esta injusticia que nos ataca: LAS PALABRAS DEL CORAZON , LA VERDAD DE LA FE.
    En general la gente tiene miedo de nosotras las conversas porque en la realidad no conocen nuestra fe.

    BARAKALOUFIC , Salam Alaikum.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s